Yeste

Historia y naturaleza en estado puro

Entre los ríos Segura, Tus y Taibilla, se encuentra Yeste, entre cañones labrados por paredes desiguales, con un paisaje montañoso que se alza hasta los 1.898 m. de altitud en el Parque Natural del Calar del Río Mundo y la Sima.

Tierras en las que han dejado sus legados diferentes y muy importantes culturas, se han encontrado restos prehistóricos, romanos y musulmanes entre otros. Su castillo fue un importante enclave de la Orden de Santiago. Uno de los aspectos a destacar es la diversidad de flora y fauna, debido a la influencia del clima mediterráneo y a las elevadas precipitaciones en algunas zonas del término.

En Yeste no podrás aburrirte porque además de todas las posibilidades que te ofrece la naturaleza, podrás disfrutar del mercado medieval, encierros, de la concentración de parapente, la concentración motera y la celebración de Yeste Rock.


Warning: Creating default object from empty value in /home/arguellite/public_html/modules/mod_roktabs/helper.php on line 170

Warning: Creating default object from empty value in /home/arguellite/public_html/modules/mod_roktabs/helper.php on line 170

Warning: Creating default object from empty value in /home/arguellite/public_html/modules/mod_roktabs/helper.php on line 170

Historia y Naturaleza : Yeste Historia y Naturaleza : Yeste Historia y Naturaleza : Yeste Historia y Naturaleza : Yeste Historia y Naturaleza : Yeste Historia y Naturaleza : Yeste Historia y Naturaleza : Yeste

San Bartolomé.

Yeste celebra sus Fiestas Patronales del 22 al 26 de agosto en honor a San Bartolomé. Destacamos entre sus actos festivos Llano Majano (22 agosto) donde la cuerva, la sandía y el pisto se dan cita para pasar una tarde sin igual. Cabe destacar la noche más emocionante del año.

Los encierros típicos desde Llano Majano con las reses bravas del 23 al 26 de agosto, las verbenas, las peñas y el ambiente festivo hacen que estos días sean inolvidables.

La Romería de San Bartolomé celebrada la madrugada del 23 al 24 de agosto. La noche comienza con la ascensión de San Bartolomé envuelto en alhábega, entre numerosas hogueras y tracas hacia la Ermita. Allí disfrutamos de impresionantes fuegos artificiales, saltamos al compás de la emocionante Diana de Yeste y bailamos hasta el amanecer.

 

Yeste nos son desconocidos, fechándose en el año 1243 la primera referencia documental que poseemos sobre ella. Nada conocemos de su pasado islámico, debiendo de ser por entonces una pequeña población dependiente sucesivamente de Taibilla, de Socovos, y de Segura desde el siglo XI al XIII.

La villa de Yeste fue conquistada por las tropas castellanas en los primeros meses de 1242, siendo concedida aquel mismo año a la Orden de Santiago, como una aldea englobada en el término de Segura de la Sierra. Años más tarde, le fue concedido el privilegio de Villazgo y fue convertida en encomienda y vicaría de la Orden, siendo centro político y religioso de una amplia comarca a la que pertenecían las poblaciones vecinas de Nerpio, Taibilla, Letur, Liétor, Férez y Socovos. Integrada hasta el siglo XIX en el reino de Murcia, su principal misión en la época bajomedieval fue la de mantener la defensa de la frontera con Granada y colaborar en la conquista de nuevas tierras; en este sentido sus habitantes participaron en multitud de hechos militares, entre los que destaca la conquista de Huéscar en 1434 capitaneados por el comendador de Segura de la Sierra, D. Rodrigo Manrique, cuyas gestas y heroicidades han quedado resaltadas en las crónicas de aquel período.

La puesta en cultivo de amplias superficies en las aldeas de alrededor, además de la utilización de los pastos y montes para la ganadería, fueron la base del desarrollo demográfico experimentado por la villa durante el siglo XVI, que le permitió pasar de los 1.300 habitantes que aproximadamente tenía en 1468, a los 5.000 que vivían en ella en el año 1575. Este fuerte incremento demográfico fue acompañado de un gran desarrollo económico, es por ello, el período de la construcción de los principales monumentos que aún hoy existen en la villa.

Oferta